ESFERA PÚBLICA

Date:

Salvador Cosío Gaona

TRAMPAS EN ENCUESTAS DE LA 4T

Se dice por ahí que “entre gitanos no se leen las manos”, es decir, que los de un mismo clan se conocen las mañas, las trampas, y son igual de astutos.  

Lo anterior viene a colación debido a la polémica y confrontación que vive el país en torno a la propuesta Reforma Electoral del presidente que tiene dividido al país entre quienes la apoyan y los que exigen se rechace porque la ven como una amenaza a la democracia en México.  

En ese contexto cobra sentido la postura de un personaje de la Cuarta Transformación, que, de significarse como un defensor a ultranza del proyecto de Lopez Obrador, terminó por decepcionarse y convertirse en una voz crítica y potente para señalar los pecados del propio presidente y su movimiento. Es el joven Gibran Ramírez Reyes, quien en su colaboración del pasado lunes 14 de noviembre, titulada “Mentira que el apoyo a la reforma sea mayoritario”, detalla cómo se manipulan las encuestas en la 4T. Aquí la comparto:  

“Diputados y otros voceros oficialistas se han apresurado a desestimar la oposición a la reforma electoral como minoritaria porque, con encuestas mal hechas y preguntas sesgadas aplicadas por encuestadoras de dudoso prestigio y con un nutrido historial de “equivocaciones”, han conseguido decir que el 80 por ciento de los mexicanos apoya la reforma. Mienten. Las encuestas pueden trampearse muy fácilmente desde el planteamiento de las preguntas, por eso es el método favorito del Presidente y la cúpula autoritaria de Morena para elegir candidaturas; permite usar una careta de demócrata mientras por debajo de ella lo que hay es arbitrariedad y antidemocracia pura. ¿Qué habría pasado si después de preguntar por la elección popular de consejeros electorales, hubieran preguntado si la gente está de acuerdo en que el poder determine los candidatos por los que se podría votar? El rechazo sería, seguramente, muy similar. 

Los principales problemas de la democracia mexicana radican en el poder excesivo de las cúpulas partidistas y la profusión del financiamiento ilegal en las campañas electorales. La iniciativa de reforma no ataca ninguno de esos problemas, sino que, al contrario, los agrava. Con listas cerradas para elegir a los diputados, las cúpulas tendrán la capacidad de definir quién y con cuánta probabilidad podrá ser diputada o diputado. El principio de la arbitrariedad con la que se nombra a los llamados plurinominales se generalizará a cada diputado del país. Eso, sumado a la eliminación de institutos y tribunales locales, centralizará todavía más la vida política. De nada servirá estar bien con la gente y tener apoyo o prestigio social si no se está bien con las dirigencias partidistas que nombrarán candidatos a dedo desde la capital o, si bien nos va, desde las capitales. ¿Estarían dispuestos a medir en una encuesta cuántas personas están de acuerdo con eso?, ¿cuántos quieren que la política mexicana se decida y se procese por completo y exclusivamente en las cúpulas partidistas y en las instituciones de Ciudad de México? 

Igual que en la revocación de mandato, la iniciativa prohíbe la participación de los partidos en las campañas de los consejeros. Igual que en la revocación, los operadores de gobierno y partidistas se quitarán los chalecos y se dirán ciudadanos u organizaciones de la sociedad civil. Si gastan dinero, dirán que es de su bolsa, y éste no se podrá auditar. Grupos de poder con influencia económica tendrán la tentación de acordar con candidatos que aparezcan en las listas, para tener sus propios magistrados o consejeros electorales, o sea que el espacio para la actuación del dinero se ensanchará. Los candidatos a consejeros escribirán deslindes para desconocer toda la propaganda que se pague a su favor, como hoy hacen sistemáticamente Claudia Sheinbaum y Adán Augusto López.  

La organización, realización y procesamiento de las elecciones estarán en manos de consejeros y magistrados electos por voto popular, sí, pero con la participación de poderes económicos inauditables, y de entre aquellos candidatos que decida el presidente, la bancada del presidente en el poder Legislativo, y el poder Judicial que ha logrado dominar el presidente. ¿Cuántos estarán de acuerdo en eso?”.

 Lo dicho, “entre gitanos no se leen las manos”, pero cuando abandonan el clan se ventilan las mañas. 

Opinión.salcosga@hotmail.com

@salvadorcosio1 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Publicidad

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Compartir nota:

Popular

Notas relacionadas
Notas relacionadas

Muere el presidente de Irán en accidente en helicóptero

Culiacán, Sinaloa.- El día de ayer, el presidente de...

No está considerando el gobierno dar apoyos a trigueros este año

Culiacán, Sinaloa.- Según el Comité Estatal de Sanidad Vegetal,...

Papá de Kimberly Loaiza sufre accidente automovilístico en Mazatlán

Mazatlán, Sinaloa.- El papá de la famosa influencer Kimberly...

AMLO visitará Sinaloa antes de las elecciones

Culiacán, Sinaloa.- El presidente Andrés Manuel López Obrador visitará...